El VCFI es el índice creado por la Autoridad Portuaria de Valencia para reflejar la evolución de las tarifas del mercado de exportación de contenedores llenos por vía marítima desde Valenciaport. El VCFI responde a las siglas en inglés de Valencia Containerised Freight Index. Este índice servirá a los cargadores como herramienta para prever la evolución de los fletes con sus mercados de interés, lo que supone un elemento determinante del coste de sus operaciones de exportación. Por otro lado, también será útil para los operadores que ofertan dichos servicios, al constituir un elemento de benchmarking de la evolución de los fletes en el mercado y los suyos propios.

NOTA: Dada la excepcionalidad de la situación actual, el VCFI continuará publicándose según periodicidad habitual, si bien los datos deben considerarse como provisional, pudiendo ser objeto de un ajuste posterior.

VCFI General

El Valencia Containerised Freight Index (VCFI) refleja una ralentización en mayo con un descenso del 6,64% para situarse en los 1.245,86 puntos, una minoración que cambia la tendencia creciente acumulada en los dos meses anteriores (marzo y abril). La crisis provocada por la pandemia del Covid-19 sigue afectando a los niveles de actividad anteriores a la misma, si bien es cierto, que en parte de los países europeos se muestra una cierta mejoría en la actividad industria y el consumo. Respecto al acumulado desde el inicio de la serie de VCFI en enero de 2018 si sitúa en un aumento del 24,59%.

Las previsiones sobre comercio internacional de los principales organismos reflejan una moderación en 2020. Según el Container Throughput Index elaborado por el RWI/ISL, en abril el tráfico en los principales puertos del mundo se redujo un 6,5%. Si tenemos en cuenta la variación interanual de los volúmenes de TEU gestionados por los 15 principales europeos (Port economics), se aprecia una clara tendencia a la baja en el primer cuatrimestre del año, donde algunos puertos del Norte de Europa, como Róterdam (-4,7%), Hamburgo (-6,6%) o Le Havre (-23%) y otros del Mediterráneo como Barcelona (-14%) y Valencia (-5%) han sufrido una disminución en sus tráficos. En cuanto al comercio internacional, el Goods Trade Barometer publicado en mayo por la Organización Mundial del Comercio estima una caída en los niveles de comercio internacional de mercancías de entre el 13% y el 32% en 2020. Estos datos suponen un nuevo reto para el mercado de transporte marítimo que, tras un año 2019 donde el comportamiento del comercio no fue boyante, afrontan la segunda mitad de 2020 con bastante incertidumbre.

Prueba de la coyuntura actual del mercado, caracterizado por una baja demanda, es el crecimiento continuo de la flota ociosa que sigue apuntado récord históricos, alcanzando en mayo los 524 unidades y 2,65 millones de TEU, que representan un 11,3% sobre el total de flota activa (Alphaliner). De esta cifra, una parte importante corresponde a buques destinados a la instalación de scrubbers, que representan el 13,5% del total. Para ajustarse a esta situación excepcional provocada por el Covid-19, las navieras han reestructurado su oferta de servicios marítimos y modificado la programación de sus salidas, frecuencias y rutas con el objetivo de adaptarse a las necesidades del mercado y ajustar su capacidad a la demanda. Por ello, los blank sailings siguen siendo significativas en el mes de mayo y se espera que continúen haciéndolo en los próximos meses ante la expectativa de un comercio internacional en horas bajas (Alphaliner).

La crisis generada por la pandemia del Coronavirus está afectando al mercado del petróleo como refleja la reducción de la producción industrial en Estados Unidos, Europa y China, la disminución de la actividad de tráficos de las aerolíneas y las limitaciones a la movilidad en ciudades de todo el mundo. En el mes de mayo, la mejora de la actividad industrial respecto a meses anterior se constata en un repunte en el precio del Brent Europeo situando el precio medio del mes en 29,38 dólares frente a los 18 dólares del mes de abril, lo que supone un crecimiento del 59,8%. Cifras todavía lejanas del precio de enero que fue de 63 dólares.  En este sentido, y para frenar la caída del precio del petróleo, se ha producido un acuerdo entre los países productores de la OPEP y del G20 (que engloba a 23 países) para reducir la cantidad total de millones de barriles por día hasta equilibrar la oferta y demanda. No obstante, las estimaciones del BBVA Research indican que el precio para 2020 se situaría alrededor de los 39 dólares por barril y en 49 dólares en 2021.

En este contexto, en el mes de mayo, la caída del índice general del VCFI es un buen termómetro de la salud del mercado de transporte marítimo de contenedores para el conjunto de áreas, ya que 11 de las 13 áreas estudiadas en el VCFI muestran también una disminución en sus niveles de fletes respecto al mes anterior. Los mercados con mayor caída son Subcontinente Indio (-15,75%), Estados Unidos y Canadá (-9,90%), África Costa Occidental (-8,36%) y Oriente Medio (-6,47%). Excepto en el caso de los fletes con África, en el resto de áreas mencionadas se sigue el mismo patrón: en el mes de mayo experimentan un fuerte descenso, bien por encadenar los dos últimos meses consecutivos incrementos moderados en los niveles de fletes o por sufrir en el mes de marzo una fuerte subida. La baja demanda actual del mercado (también la reducción de flujos de exportación desde Valenciaport en los meses anteriores) hace que, tras los incrementos sufridos en los últimos meses, en mayo desciendan para incentivar los flujos de exportación de las empresas.

VCFI Mediterraneo Occidental

En relación a los fletes con el Mediterráneo Occidental, se produce un crecimiento del 3,28% de los fletes respecto al mes anterior, situando el valor del índice en 1.065,90. Esta área ofrece un comportamiento opuesto al citado anteriormente, ya que en los dos meses anteriores fue de las pocas que arrastró un descenso en los niveles de fletes, influido en gran medida por el abaratamiento del coste de combustible, cuyo cambio de rumbo podría estar detrás de esta subida. La evolución de la demanda en los próximos meses marcará si este movimiento es puntual o se acaba consolidando en la zona.

VCFI Lejano Oriente

Por lo que respecta a Lejano Oriente, tras experimentar los dos últimos meses un fuerte crecimiento (42,42% en marzo y 22,69% en abril), en mayo descienden un 6,05%. De este modo, el subíndice regional del VCFI para Lejano Oriente se sitúa en 1.726,85 puntos. La situación de los puertos en China, la demanda y la reestructuración de buena parte de las líneas con Lejano Oriente (suspensión temporal de líneas, blank sailings y cambios de itinerarios y escalas) provocó los meses anteriores el crecimiento de los fletes. Sin embargo, pese a que la reestructuración de la oferta persiste, el imbalance característico de las rutas entre Europa / Mediterráneo y Lejano Oriente, plantea situaciones diferentes en función del sentido de tráfico, que en este caso se traduce en un ligero descenso de los fletes.